Yoga para Sanar 4 – Nutrición y luz

mariposa-yoga-para-sanar

3ª Ayuda Vital a través del Yoga para Sanar

Obtenemos la energía para nuestro cuerpo a través de tres elementos: el alimento, la actividad física y la luz. Naturalmente, el comer y la nutrición forman parte de la educación en el Yoga.

Yoga para Sanar. Nutrición y alimentos:

Somos lo que comemos. Esto es cierto, y en Yoga aprendemos a entender el cuerpo y respetarlo. Conviene reflexionar sobre el hecho de que lo primero que se forma en el feto es el ¡tubo digestivo! Nuestros millones de células deben estar bien nutridas para mantener la homeostasis del organismo.

Hoy en día hay mucha información sobre dietas específicas. Existen listados extensos de “superfoods” y alimentos anticancerígenos. No voy a entrar en detalle porque no soy experta, pero sí contaré mi opinión al respecto y el hecho de que cuando enfermé mi dieta era errática y desequilibrada por falta de tiempo e interés en la comida misma.

Recomendaciones alimentarias

Ante cualquier enfermedad, recomiendo lo siguiente:

1- Comer en horas del día

A los pocos días de conocer mi enfermedad comencé a comer de otra manera. Mi sentido común me llevó a comer en horas de luz, hasta la puesta del sol. Esto es porque nuestro cuerpo comienza a ralentizar su metabolismo, consecuentemente el nivel de actividad interna es menor y el cuerpo te está avisando que debes descansar y reponerte. El sueño se concilia y la calidad del mismo es mejor con el estómago vacío.

2- El azúcar y el cáncer

Recomiendo evitar obsesionarse con las innumerables investigaciones y conclusiones de los nutricionistas en cuanto a prohibir el azúcar porque ello alimente el cáncer. Probablemente lo que alimentará el cáncer va ser esa obsesión misma y la ansiedad que te creará prohibirte ciertos alimentos. Es imperativo que tu organismo sea alimentado de manera equilibrada, manteniendo así un nivel glucémico constante. El Yoga nos enseña a escuchar el cuerpo: si comes regularmente 5-6 veces diarias de cantidades moderadas, tu cuerpo no te va a gritar por azúcar al no padecer de altos ni bajos, y desde luego si te lo pide de vez en cuando, siéntate y disfruta de tu ¡chocolate favorito! (el chocolate negro es recomendado y muy nutritivo).

3- Comer equilibrado y sano

El sentido común nos lleva a comer sano y equilibrado, ósea, de todo. Carnes, pescados, frutas y verduras frescas, legumbres, cereales y lácteos (tómate un tiempo para informarte sobre la leche animal y vegetal). Siente tu cuerpo y distingue los alimentos a los cuales eres intolerante. ¿Tienes digestiones pesadas, fatiga, irritación estomacal, dolor de cabeza…? Observa lo que has comido. En mi caso, me he dado cuenta de que comer ajo y cebolla crudos o ensalada de lechuga para cenar me sienta fatal. Ya es de conocimiento común el evitar café, grasas saturadas, azúcares refinados, bebidas gaseosas edulcoradas, pastelería industrial y comidas pre-preparadas. Cocina de la manera más sana posible, evitando los fritos. Al seguir una dieta equilibrada obtendrás todas las vitaminas necesarias, a menos que tu médico te indique completar tu dieta con alguna vitamina específica.

Por consiguiente en cáncer y cualquier enfermedad es imperativo comer sano. Aliméntate de la comida llena de energía de temporada y, si puedes, ecológica.

 4- Comer Consciente

En mi vida anterior, tan acelerada y desordenada en este aspecto, con solo pensar el comer consciente buah! me producía más estrés! esto es algo progresivo. Gradualmente encuentra el placer en el hecho de hacer la compra de la comida, cocinarla y sentarte a comer. Sencillamente hazlo con amor y atención plena (mindfulness). Da las gracias a los elementos y a la madre tierra, somos energía al igual que cada alimento.

Luz:

Recibe luz solar, aún en un día gris. ¡La luz fortalece nuestros huesos y alimenta el alma! Tanto el organismo físico como el energético. Cuando salimos a la calle en un día soleado, es interesante observar los cambios que ocurren en uno mismo: en cómo te sientes, cómo respiras y cómo piensas. Con sólo sentarnos y sentir el calor de la luz, nos reavivamos. Sal fuera y pasea, bajo el sol y bajo la lluvia ¡vive!

 Viviendo conscientemente, fortaleciéndote mental y físicamente, nutriendo tus células con luz y alimento, aprenderás a observar, a cómo aliarte con la enfermedad y tu sanación habrá comenzado…

Conclusión personal

 El Yoga es un modelo de vida libre y un camino sin fin, no existen palabras para describir su valor infinito. Considero también el Yoga como una herramienta que pule el cuerpo y la mente aflorando el brillo de cada persona.

Espero que este blog te sirva como referencia en cuanto a la manera en que el Yoga te puede ayudar a sanar. Es evidente que no existe una sola manera de tratar la enfermedad, y que cada persona es diferente. Con estas líneas quiero compartir con vosotros, lectores de este Blog, mi experiencia y los conocimientos y descubrimientos que he ido adquiriendo. Más allá de mi experiencia con esta enfermedad, se trata de una reflexión posterior en la cual se encuentra el verdadero valor y se gana conocimiento.

Tu entorno se verá influenciado por todo lo que sientes, piensas y dices, la expansión de uno mismo se vuelca hacia fuera. Es un viaje de amor de grandes descubrimientos porque en nosotros mismo residen las respuestas. La sabiduría es inherente, está presente en nuestra mente y nuestro corazón, sólo tienes que despertar. Ese despertar puede ser gradual y progresivo a través de la observación y de las pequeñas cosas. Y únicamente desde aquí algo grande puede ocurrir, como por ejemplo superar un cáncer.

Hoy has hecho algo grande por ti, leer este blog. Toma consciencia de ello y date las gracias.

mujer sonriendo yoga para sanar
Raquel Webb

La única realidad en nuestras vidas, se llama, Amor. Todas las ficciones y los dramas que actuamos nos enseñan en silencio el poder del Amor. Richard Bach

Doy gracias a los siguientes guías en mi trayectoria:
Mi maestro interior. Mis antepasados y mis presentes.
Mayte Criado, Mâdalasâ
Javier Francisco Gonzalez, Shankara
Genpo Roshi, Dennis Merzel
David Charles Manners y Kushal Magar
¡Y toda mi familia!

Libros inspiradores y de comprensión profunda:
Los Upanishads – libro sagrado
Bhagavad Guita – libro sagrado- lo recomiendo en inglés.
Los Yoga Sutras- Patanjali
Autobiografía de un Yogui- Yogananda

Contemporáneos:
Sidharta- la historia de Bhuda
El Poder del Ahora – Eckhardt Tolle
Gran Mente Gran Corazón – Genpo Roshi
Juan Salvador Gaviota- Richard Bach
Muriendo por Ser Yo- Annita Murgani-
In the Shadow of Crows- David Charles Manners
Limitless Skye- David Charles Manners

R.W.

Responsable de la EIY en Cádiz y Sevilla
Formadora de Âsana
Profesora de Hatha Yoga

Share on FacebookTweet about this on TwitterBuffer this pageEmail this to someone

1 opinión en “Yoga para Sanar 4 – Nutrición y luz”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *